PECADO Y NO PECADO.

Ante todo, en los rebaños hay ovejas negras.Mi crítica va por esas ovejas negras politizadas. No tengo palabras, para comentar los comentarios de estas ovejas negras de corazón y alma. No hay cosa más pura de alma que un niño.

No hay comentarios: